Enfermedades del

Hígado

Por el Doctor Luis J. Cárdenas
Médico Cirujano Gastrointestinal

El hígado es un órgano grande, rojizo, que se sienta principalmente en la porción superior del abdomen encima del estómago y debajo del diafragma. Pesa alrededor de 1,3 kg en mujeres y 1,8 kg en varones, lo que lo convierte el órgano sólido más grande del cuerpo. El hígado requiere el 13% del riego sanguíneo y desempeña aproximadamente 500 funciones distintas.

Se compone de las células llamadas hepatocitos, que absorben los alimentos y desintoxican la sangre eliminando substancias nocivas. El hígado es por lo tanto un órgano vital para la digestión y para librar al cuerpo de toxinas.

La enfermedad del hígado puede darse como una condición heredada o puede ser provocada por los múltiples factores tal como una infección viral, el consumo del alcohol ó la obesidad, por ejemplo.

Principales Enfermedades del Hígado

Las enfermedades asociadas a trastornos en el hígado son muchas y con causas diversas; dentro de las principales se encuentran:

La ictericia

En esta enfermedad la bilis se acumula en el torrente sanguíneo y los tejidos del cuerpo se tiñen de amarillo. El primer sitio en el que se nota es en la parte blanca de los ojos, pero con el tiempo todo el cuerpo se cubre de esta tonalidad, incluso puede ser visto en la orina y el sudor que llegan a tener un tinte amarillento. Esta enfermedad es causada generalmente por una de tres situaciones:

a) puede ser una enfermedad hereditaria que además afecta al bazo.

b) puede ser debido a cálculos biliares que obstruyen el conducto desde el hígado; y c) puede ser causada por una infección del hígado conocida como hepatitis.

 

La hepatitis

Es causada a menudo por un ataque viral, por los que el órgano se hincha causando un terrible dolor en el costado derecho del cuerpo. Tiene que pasar un largo periodo para que se note alguna recuperación; a pesar de que muchos pacientes se alivian por completo, no hay garantía de que esto se de en 100% de los casos.

Los síntomas de la hepatitis tiene un inicio lento y por lo tanto, difícil para la detección temprana. Por lo general, se acompaña de fiebre, pérdida clara de apetito, vómitos y diarrea.

La cirrosis

A pesar de que es una de las enfermedades hepáticas más comunes, también es uno de las más mal entendidas. En ésta el hígado tiene una apariencia áspera, que se pensaba anteriormente que era el resultado directo del alcoholismo crónico. Como su causa sigue siendo un misterio, puede existir sin ser detectados por muchos años.

Hepatomegalia

Esta enfermedad hepática puede perturbar el flujo sanguíneo en el hígado o hacer que los generar tumores (benignos o malos), que se suman a la masa del hígado. Algunas de las causas más comunes de la hepatomegalia son el cáncer en metástasis, la enfermedad del hígado graso y la cirrosis.